Limón: cómo usarlo para tu belleza

Limón: cómo usarlo para tu belleza

No te pierdas estos 10 consejos para la belleza y 1 receta increíble de champú con limón para tu cabello bonito.

El limón siempre ha sido una solución casera para tratar la piel, ya que es fácil de tener al alcance y también económico.

El limón contiene vitamina C, un antioxidante que ayuda a regenerar la piel, mejorar el aspecto de las arrugas y aumentar la producción de colágeno.

Además, unifica el tono de la piel para que tenga una apariencia más luminosa y joven.





10 usos de limón para tu belleza

Para fortalecer y blanquear las uñas

Si usas esmaltes y después quitaesmalte eso normalmente les hace daño a tus uñas y las hacen débiles y amarillos.

Combina el jugo de limón con un poco de aceite de coco y aplicalo sobre las uñas. Deja actuar un tiempo. Hazlo un vez por dia. Eso te ayuda fortalecer y blanquear las uñas.

Para aclarar la piel

Limón contiene mucho de vitamina C, y este es un antioxidante efectivo, ayuda a controlar el fotoenvejecimiento. Además tiene la capacidad de activar la producción de colágeno.

Dos veces por semana flota un trozo de limón sobre la piel, deja actuar 10 minutos y después lava la piel con agua tibia.

Hazlo por la noche o evita estar 8 horas después en sol directo. O puedes mezclar un poco de zumo de limón con agua de rosas y utilizarlo como loción para pieles.

Para aclarar el cabello

Uno de los usos más conocidos: el jugo de limón sirve para aclarar el cabello. Solo tienes que colocar el jugo sobre tu cabello y exponerte al sol.

De esta forma, conseguirás unos mechones ligeramente más claros y dorados que tu tono habitual.

Para exfoliar la piel

Probablemente uno de los usos más comunes de limón en la belleza es untar la mitad de un limón con azúcar y frotarlo sobre tu cara.

La azúcar exfolia gentilmente, mientras que el limón limpia y aclara el tono uniforme, manchas oscuras y cicatrices.

Bono: esto es uno de los mejores métodos para aclarar los puntos negros! Haz esto dos veces a la semana para una piel más radiante y libre de cicatrices.

Para blanquear los dientes

Para conseguir dientes blancos de manera natural tan solo tienes que mezclar bicarbonato de soda con jugo de limón.

Con un bastoncillo para los oídos, coloca la mezcla en los dientes, deja actuar por dos minutos y luego cepilla tus dientes.

Para eliminar la caspa

Utiliza el jugo de uno o dos limones y aplícalo por todo el cuero cabelludo, masajeando la zona para que penetre bien.

Déjalo actuar de 15 minutos y luego enjuágate como de costumbre.

Para usar como deodorante

Utiliza el jugo de limón sobre tu piel de axilas directamente, en este modo puedes conseguir que el antioxidante de la vitamina C impide el paso del mal olor.

Para suavizar y blanquear codos y rodillas

Mezcla el jugo de un limón, un poco de sal y aceite de oliva. Aplica esta mezcla sobre los codas y las rodillas, haz un masaje suave y deja actuar un poco y después quita la mezcla con agua tibia.

Para combatir la celulitis

Se puede utilizar aplicando sobre la piel el jugo de 1 limón con 2 cucharaditas de miel de abejas para que remueva las células muertas.

De esta forma además favorece la circulación de la sangre.

Para eliminar los puntos negros

El limón tiene propiedades astringentes y antibacterianas que ayudan a eliminar las células muertas y el exceso de grasa de la piel. Dile adiós a los puntos negros.

Por la noche, solo tendrás que exprimir un poco de zumo de limón y con un algodón frotar tu rostro con el zumo. Deja actuar durante 10 minutos y a continuación, enjuaga la cara con agua fría.

Champú casero anticaída de limón y romero para tener el pelo perfecto

Todos queremos un cabello brillante, brillante y gruesa, y no es un secreto para conseguirlo de forma natural. Hay algunas receta maravillosa de champú para el cabello que puede probar fácilmente en casa y almacenar este champú en la nevera para su uso posterior.
Una de las ventajas de este champú casero sobre los convencionales es que emplea ingredientes saludables para el pelo.





Ingredientes:

  • 2 tazas de agua,
  • 3 bolsitas té de salvia (o 3 cucharadas de salvia seca),
  • 2 cucharadas de avena en copas,
  • 1 limón,
  • 8 gotas de aceite esencial de romero.

Cómo hacerlo

  1. Hervir el agua.
  2. Poner las bolsitas de salvia en una taza y verter agua hirviendo, dejar reposar 10 minutos.
  3. En un bol poner la avena y verter 1 taza de agua hirviendo. dejar reposar 10 minutos.
  4. Sacar las bolsitas y verter la infusión de savila en una botella.
  5. Colar la avena para sacar la leche de avena y añadir la leche de avena en la botella.
  6. Exprimir el zumo de limón y añadir en la botella.
  7. Por fin añadir el aceite esencial de romero.
  8. Tapar la botella y mezclar todo muy bien. Está listo tu champú casero.

Como usarlo

Con este champú casero puedes lavar tu pelo 1 o 2 veces por semana. Recuerda que está champú no da la espuma. Pero es normal. Si no puedes acostumbrarte lavar tu pelo sin espuma, puedes al principio lavar tu cabello con un champú habitual y después lavar el cuero cabelludo y pelo con este champú casero.

Este champú lava muy bien el cuero cabelludo, estimula el crecimiento del cabello y ayuda combatir la caspa y la caída del cabello.